domingo, 22 de junio de 2014

Conchi Sedano

XLIII

He perdido el silencio
a tres pasos del mar y
ante el estupor de un mundo hipócrita que observa mi sueño,
bajo mi única y absurda responsabilidad,
cabe el orgullo
con todo su dolor a cuestas,  
contra la voluntad expresa de la razón,
de la mano de un beso,
desde una frente desposeída de laureles
en la plaza poligonal de mil proyectos y
entre la aurora y el ocaso
hacia ese estío que nunca le dejaron amanecer,
hasta dos flores blancas sin libar,   
para deslizarse irremediablemente
por el agujero roto del alma, pero
según despierte el día, caminaré ausente
sin mirarte a los ojos,
so pena de volver a callarme otra tarde
sobre cuatro papeles recién desplegados y
tras la ventana donde se hiela la noche.
                                                     Hoy, sin ti,
sigo balanceándome entre la melodía del recuerdo
y un ramillete de poemas inacabados.


XXXIX

Anochece.

La soledad
            está aquí
en el dintel de la puerta del alma,
riendo sin motivo aparente,
acariciando al sauce que vigila mi ventana,
escondida entre las cuatro arrugas nuevas que me pintó la aurora
y portando todo lo que pudo robarle al amor.

Ella
y yo
hallaremos un camino para salir de entre las hojas secas. 

                  …Y otra vez caerá el cielo plomizo sobre el mar.  


*  *  *


Podría contarte
que he roto todas las horas para no contarlas,
  que retorcí mi dolor como ropa recién lavada,
     y que me he propuesto dejar de quererte con la próxima estación.
                   
Pero el mirlo te diría
        que aún anida la tristeza en mis ojos,
            que releo mil versos proscritos para llenar la noche,
y que sigo dibujando tus manos a través de la niebla.
  
Un día todas las cosas dejarán de ser
                                         - como caminos intransitados -

sólo entonces
estaré sembrando  un  nuevo surco.

              Dos gardenias perfumarán mi tarde en la mesa vacía.


Poemas del libro Hojas Secas…rozando mis labios


Concepción Sedano. Nació en Peñalver, Guadalajara. Reside en Vigo, Pontevedra, España


--
Si añades un poco a lo poco y lo haces así con frecuencia, pronto llegará a ser mucho. 
Hesíodo
--
          
         

5 comentarios:

  1. Con inmenso placer me sumergí en la profundidad de tus versos.
    Felicitaciones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. GRACIAS POR TU AMISTAD Y POR TODOS LOS MOMENTOS QUE HAS DEDICADO A MI OBRA
      ERES GENIAL¡¡¡¡¡

      Eliminar
    2. Gracias por tu lectura, Esther.
      Saludos cordiales
      Analía

      Eliminar
  2. Conchi, brillante como siempre. Hermosos versos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Paula, por leer estos versos
      Saludos cordiales
      Analía

      Eliminar

Muchas gracias por pasar por aquí.
Deseo hayas disfrutado de los textos seleccionados en esta revista literaria digital.
Saludos cordiales
Analía Pascaner