viernes, 7 de marzo de 2008

Carlos Carbone

Cerrando el círculo

Todos partimos de algún lado
a desandar los sombríos
……………………………….rincones
oliendo a destierro
con la camisa cansada
nos duelen los relámpagos
…………………………….en los ojos
y el amanecer queda lejos
y el camino emociona
y las penumbras se estiran
……………………como sueños.

En el andar hay risas
y hay sangre
y hay hombres de manos
…………………..sospechosas
y huellas profundas
……………………en la piel
y sollozos de pájaros
y calles de luna abismal
y de un espanto sucio
……………………en el olvido.

Todos partimos de algún lado
con el íntimo deseo
de cerrar el círculo
que ha llenado nuestro corazón
de palabras.

Ahora

Ahora
que mi cuerpo
está desnudo de tus manos.

Ahora
que mis ojos
no ven el deseo que lleva
………………………………el viento.

Ahora
que mis besos
despedazan el tiempo
…………………….a empujones.

Ahora
sin sosiego
mi corazón distraído
……………………no canta.

Delgados vientos

Delgados vientos de la desesperación
pasan
y llevan a los rincones
los últimos despojos
…………………………………….de mí.

El aire de la siesta
trae lejanas voces
y no hay caballo veloz
ni pasado capaz
de tolerar la abierta
……………………llama de la tarde.

Voy con el dorado rostro
……………………donde el otoño
se oxida
buscando una única
…………y solitaria ternura.

Tal vez lo mejor sea
…………desandar el agua
porque el sucio olvido
……………………………….espanta.

Carlos Norberto Carbone – Buenos Aires.

Editor de La Bodega del Diablo: http://www.redeco.com.ar/

*******************************************************
¿Qué sería, pues, de nosotros, sin la ayuda de lo que no existe?
Paul Valery (tomado de La buhardilla)


*******************************************************

2 comentarios:

  1. Carlos un placer leerte aquí y en todos los espacios.
    Un abrazo Gus.

    ResponderEliminar
  2. Así es, siempre es un gusto leer a Carlos Carbone, y para mí es un gusto contar con sus poemas para compartirlos con los lectores a través de la publicación.
    Analía

    ResponderEliminar

Muchas gracias por pasar por aquí.
Deseo hayas disfrutado de los textos seleccionados en esta revista literaria digital.
Saludos cordiales
Analía Pascaner