jueves, 9 de octubre de 2014

Raúl Feroglio

Agua 1

Los niños se ablandan
en humedades nuevas
que aún
no concebimos.


Agua 2

Hubo un tiempo de ojos secos
una edad donde las casas
no sabían llorar
y las ventanas y las escaleras
conducían al insomnio
Las madres
giraban en los jueves de nacer
con pesadillas de palomas
y pañuelos
Resurrecciones
sin años por contar
pero en días porvenir.


Agua 3

Inasible
la mano no puede con ella
agua-tiempo
vida inasible

No importa cuánto apriete
nada quedará y los dedos
sentirán la belleza
del amor que no se puede retener.


Agua 4

Olvido por olvido
prefiero
olvidar las lágrimas
y recordar
saliva, lluvia, rocío
y la llovizna de una noche de agosto
tan lejana
que todo lo moja
por dentro.


Agua 5

Lo que brilla en superficie
duele sin dudar
en la carne profunda del agua
el movimiento, tiempo, cauce, plenitud
su blandura de siglos
no logra suavizar
la herida.
Al menos lava.


Agua 6

Si volvieras
y tu mano, sumergida
sintiera la frescura nueva
el blando latido
infinito
no reconocerías
tu reflejo y el mío
mojándose
detenidos en la corriente imparable.


Agua 7

Al ver la gota de rocío
apenas sostenida en el verde del ceibo
recordó las humedades que mojaron
a todos
a cada uno de sus amigos
sospechó cuánto se parecen
el éxtasis y la pena
en cada gota de rocío.


Agua 8

Cuando llegaron
y subieron
gritaron “cloro”
y aquí abajo
escuchamos “limpieza”
Decían palabras como
“filtro”, “manguera”, “barrefondo”…
y muchos pensaron “transparencia”

Cuando huyeron
el agua brillaba por su herida
sangraba por su ausencia

Y aunque hubo que narrar nuevas vertientes
todavía no se puede pronunciar
“gota”, “arroyos”, “lluvia”,
sin mojarse.


Poemas del libro Sueño de agua. Ediciones El Mono Armado. Buenos Aires, Argentina. Septiembre de 2013


Raúl Feroglio. Las Parejas, Santa Fe, Argentina


--
Hay momentos en la vida cuyo recuerdo es suficiente para borrar años de sufrimiento.
Voltaire
--


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por pasar por aquí.
Deseo hayas disfrutado de los textos seleccionados en esta revista literaria digital.
Saludos cordiales
Analía Pascaner