viernes, 29 de noviembre de 2013

Gerardo Molina

-Canelones, Uruguay-


De Provincia

Las ciudades provincianas:
lento andar por las vidrieras
dulce ensoñar en las plazas,
samaritanos silencios
reinando en las siestas plácidas.

Aula, oficina, mercado:
ajetreo en la mañana;
por la tarde, tocador,
tertulia, visitas, charlas
de comadres y vecinos,
citas en las noches altas,
a la luz de las estrellas
en la ciudad provinciana.


Cuento

Había una vez… claro está,
así comienzan los cuentos:
ella y él, adolescentes,
jurábanse amor eterno.

Pero la vida impiadosa
al joven llevóse lejos…
- ¿Y después?... ¿Después, abuela?
- Sabes… que ya… no me acuerdo…

Y dos lágrimas rodaron
sobre la frente del nieto.


Plegaria

Por este camino un día
me vio pasar el amor:
mocetón de barba en cierne,
noviado de la ilusión.

Ella no está. Ni en mi pecho
arde la misma pasión,
hilito de la esperanza,
del olvido, salvanós.


Constancia

El prodigarse con fe
a su tiempo, da su fruto.
Ten la constancia del sol
que nunca olvida su rumbo.


Gratitud

Un madero carcomido
por la sal, en el palacio.
-Este es mi mejor trofeo-
dijo, agradecido, el náufrago.
  

Interrogante

Camino las calles idas
de mi pueblo y de mi infancia.
Maduro, al fin, me pregunto:
¿fue un ayer o fue un mañana?


Caminitos de latidos

Caminitos de latidos
de mi pueblo hasta tu pueblo
tan fuerte que no lo borran
ni tempestad ni aguaceros.


Sólo una vez

Ayer todo el amor, hoy sólo pálida
memoria de la dicha compartida.
Sólo una vez, amor, así se ama:
con sangre y huesos, amor, con alma y vida.


Del libro Breverías. Uruguay, febrero 2009

***********************************************
Vive de instante en instante, porque eso es la vida.
Facundo Cabral
***********************************************

2 comentarios:

  1. Gerardo:
    muy bonitos y llenos de sabiduría. Abrazos
    Rosa Lía

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradezco tu lectura, Rosa Lía
      Saludos cordiales
      Analía

      Eliminar

Muchas gracias por pasar por aquí.
Deseo hayas disfrutado de los textos seleccionados en esta revista literaria digital.
Saludos cordiales
Analía Pascaner