sábado, 15 de junio de 2013

Omar Darío Ruiz

-Buenos Aires, Argentina-



el sentir es como la savia en un árbol
repite el recorrido por sus fibras íntimas
por su tallo

y puede enfrentar al invierno
al desprendimiento
a los hielos

porque si la savia recorre
los cuartos interiores
tiene vida gigante

y suelta lágrimas en primavera
como si fuera todo el mundo
su pena terrestre

*  *  *


no se regala una rosa blanca
como quien respira
o como quien sólo camina

se regala una rosa blanca
porque es un hecho irrepetible
porque sus pétalos modifican
el movimiento del tiempo

no se regala una rosa porque sí
se la regala porque sólo ella
puede decir con silencio
el sentido perfecto de la naturaleza

se regala una rosa blanca
si antes uno sabe el significado
escrito en el origen de su nombre

*  *  *


la poesía es todo aquello que está
pero a lo cual no podemos darle
un nombre concreto

tiene vida propia
se burla desde los espacios vacíos

se convierte en un resto lunar
pasa del barro a la fuente
a punto de ser vida
en la matriz infinita del esqueleto

metáfora que corre
en un instante de verso profundo

*  *  *


cuando las palabras no alcanzan
se hace necesario crear una imagen
para pintar o escribir
el sentido del vacío

y si todo esto no es suficiente
se debería también
derramar soles humanos
sobre las entrañas de metal

porque a veces no se llega
donde surge lo justo
sin carne en la razón


***********************************************
Hay otros mundos pero están en éste.
Paul Éluard

***********************************************

2 comentarios:

  1. "se la regala porque sólo ella/puede decir con silencio"....qué mejor palabra que el silencio, cuánto nos dice de nosotros y de los demás...Poemas exquisitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradezco tu lectura y tus conceptos, querida Graciela
      Mi cariño y mis mejores deseos
      Analía

      Eliminar

Muchas gracias por pasar por aquí.
Deseo hayas disfrutado de los textos seleccionados en esta revista literaria digital.
Saludos cordiales
Analía Pascaner