lunes, 5 de marzo de 2007

Don Ramón de Almagro

En Vela (la Madre)

Cuando un ruido de llaves
le diga que ha llegado
el más rezagado de los hijos, por fin,
cesará en sus rezos,
sonreirá tranquila
y ahogando un bostezo
buscará dormir.

sabes porqué ahoga el bostezo, para que el padre no se vaya a despertar, sino seguro que grita,
qué hora de llegar este hijo de puta


Confidencias

Y entonces tú me hablarás
de aquélla la que tú sabes
y entonces yo te diré
de la que tú te imaginas

Esas cosas que se hablan
a un solo amigo
y con vino


Que yo hablo solo

¿Que yo hablo solo?
No me digan eso.
Es que soy poeta
yo vivo buscando
que rimen mis versos.

¿Que yo hablo solo?
Es que soy un viejo
y los que escuchaban
se han ido tan lejos
y los que vinieron
a ocupar sus puestos
casi ni me hablan,
hasta me tropiezan,
andan apurados
con todas sus cosas
y yo de tan lerdo,
siento que molesto.

Que yo hablo solo,
yo nunca hablo solo.
Hablo con mis viejos,
con todos los míos,
con tantos amigos
que ya se me han ido.
Y ellos me escuchan.
Porque ellos no corren,
porque ellos me esperan,
porque están conmigo
aunque no los vean.

Que yo hablo solo
Será…
Será porque rezo,
debe ser por eso,
será porque rezo,
y al mover los labios
pensarán que hablo,
debe ser por eso
será por mis rezos
y que soy poeta,
si vivo buscando
que rimen mis versos.


**********************************

Poesía.
Perdóname por haberte ayudado a comprender
que no estás hecha sólo de palabras.
Roque Dalton

**********************************

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por pasar por aquí.
Deseo hayas disfrutado de los textos seleccionados en esta revista literaria digital.
Saludos cordiales
Analía Pascaner